Tarta de queso japonesa

El otro día vi en el blog de Chicuqui esta receta de tarta de queso japonesa y me llamó la atención el hecho de que se hiciera solo con 3 ingredientes.

Yo ya la había hecho previamente, con una receta que saqué de Webos fritos, pero recuerdo que llevaba muchos más ingredientes, pero estaba muy rica.

He estado haciendo un barrido por Internet y he visto múltiples recetas que se basan en estos 3 ingredientes, y algunas otras más del estilo Webos. Como no sé cuál es la auténtica, y la otra ya la había hecho, pues me basado en esta última pero variando cantidades y tiempos de cocción respecto a lo que he visto en la Red.

Pues allá vamos, que el resultado conseguido es de lo más bueno!

INGREDIENTES (10 raciones pequeñas)

– 5 huevos M
– 220 grs queso crema (light en mi caso)
– 200 grs de chocolate blanco
– Azúcar glass para decorar (opcional)

PREPARACIÓN

1. Derretir el chocolate en el microondas

2. Mezclar el chocolate con el queso crema en un bol. Integrar bien con unas varillas.

3. Poner a calentar el horno con calor arriba y abajo a 170°.

Mientras, separar las yemas de las claras.

4. Las yemas las incorporamos al queso y el chocolate y haremos una mezcla firme y homogénea, que estén todos los ingredientes bien mezclados.

5. Montamos las claras a punto de nieve, con una pizca de sal hasta que no haya nada de líquido.

6. Por último incorporamos las claras al chocolate y el queso, y lo vamos integrando despacio y con cuidado con una lengua de gato, y con movimientos envolventes.

Se quedará una masa algo líquida pero esponjosa a la vez.

7. Se vierte en un molde de silicona sin engrasar y colocamos sobre otra fuente más grande con un par de dedos de agua.

Metemos en el horno al baño María durante 15′.

8. Bajamos a 160° y lo horneamos 35-40′ más.

9. Pasado este tiempo apagamos el horno y lo dejamos dentro 10′ antes de sacarlo.

10. Sacar y colocar en el molde sobre una rejilla hasta que se enfríe un poco.

11. Cuando esté templado desmoldamos, pasamos a un plato y espolvoreamos un poco de azúcar glass (no es necesario porque el chocolate blanco ya me da el dulzor que necesita, pero le da un toque).

12. Para comer, mejor fría, pero templada también está muy rica.

Tiene una textura suave y compacta en la base, y esponjosa por arriba.

Una auténtica delicia!

image

image

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s